Últimas fronteras

Pese a las justas campañas de denuncia o la cruel inutilidad del empeño, todavía no se han retirado las cuchillas que algún gobernante decidió colocar en la alambrada de Melilla. Si una valla no fuera ya un hecho tan discutible como denigrante –la misma noción de línea en un mapa ya lo es– el añadido de las concertinas la convierte …

Login

Contraseña perdida?